domingo, junio 23 2024

Sobre nosotros
  • idealist

«Con políticas de eficiencia energética los aumentos podrían ser neutros»

El coordinador de Ambiente y Energía de la Fundación Vida Silvestre, Carlos Tanides, asegura que ahorrar una unidad de energía es diez veces más económico que producir una unidad de energía. Propone que termotanques y calefactores tengan etiquetados de eficiencia y que se prohiban artefactos con piloto encendido

– ¿Qué sería un cambio en la discusión energética? ¿A qué se apunta?

– A cambiar el enfoque para pensar el futuro energético del país. Normalmente la discusión o las propuestas está centrado en cómo vamos a hacer para proveer más energía, porque el consumo va a seguir creciendo, de dónde vamos a sacar el gas, cuáles serían los yacimientos, qué tendríamos que importar, qué líneas eléctricas construir para satisfacer esa demanda creciente. Pero ese gas, combustible líquido o esa electricidad va a parar a un consumo, un automóvil, un camión, un electrodoméstico, que es lo que está generando la demanda para que exista la oferta. En el mundo, y en algún grado en la Argentina también, se hacen políticas activas para que no se derroche, para consumir menos.

Aquí se ve en este libro que ya se pudo realizar una reducción del consumo al ponerse etiquetas en los electrodomésticos. Se trata de etiquetas que van de la A hasta la G, mayor eficiencia a menor eficiencia. Ustedes dicen que se podrían hacer más políticas al respecto. ¿Qué otra cosa se podría hacer ahora?

En algunos casos, en heladeras, acondicionadores de aire y lavarropas hay prohibiciones de vender electrodomésticos poco eficientes con la escala de etiquetas. Ahora, hay otros artefactos, como en los calefones que no tienen ese standard de eficiencia, lo que es un absurdo, porque hace muchos años que se tendría que haber puesto. Cada vez tenemos que importar más gas, porque se produce menos en el país, con enorme perjuicio para nuestra economía.

¿Qué debería hacer el Estado para hacer políticas de eficiencia al respecto?

Lo inmediato es prohibir los artefactos con piloto, poner etiquetados con termotanques, que son el doble de los calefones, poner sistemas de etiquetado en los calefactores. Son las medidas más simples, a corto plazo. Además de la educación para enseñar a que se calefaccionen menos las casas, y promover medidas constructivas, para que no haya que poner tanto aire acondicionado en verano o calderas en invierno. Constructivamente se puede solucionar eso perfectamente.

Sobre los pilotos en calefones y termotanques es bueno decir que eso no significa que hay que estar encendiéndolos cada vez que uno los quiera usar.

No, en ningún caso estamos hablando de tecnologías o eficiencias que conspiren contra el confort de la gente. Son sistemas automáticos, eléctricos, están desarrollados hace mucho tiempo, se fabrican en el país, se exportan, están en el mercado.

Tanides aseguró que hay que cambiar el enfoque para pensar el futuro energético del país
Tanides aseguró que hay que cambiar el enfoque para pensar el futuro energético del país

¿Y por qué no se usan?

Es una cuestión cultural, porque no hubo políticas de Estado que prohibieran este tipo de artefactos. También vale para el transporte, porque no estamos haciendo nada para hacer más eficiente nuestros camiones y automóviles.

¿Qué habría que hacer?

Lo mismo, poner etiquetados, incluso se está poniendo en otros países etiquetados también en cubiertas.

¿El etiquetado encarece el producto?

Tiene un costo para el fabricante, pero el costo no es grande porque no es que tienen que analizar cada artefacto que fabrican, porque se analizan un artefacto, dos o tres de un modelo del que se fabrican miles. Además, hay que tener en claro que para la sociedad económicamente es preferible usar este tipo de políticas sobre la demanda, y no sobre la oferta. Ahorrar una unidad de energía vale diez veces menos que producir una unidad de energía. Es una medida que tiene sentido común desde el punto de vista económico. Además, porque emitimos menos gases de efecto invernadero, construimos menos centrales eléctricas o nucleares para producir energía que, inevitablemente, impactan en el ambiente. Por eso son tan difundidas en todo el mundo, tan fuertes.

¿Argentina, en relación a otros países que hacen políticas de eficiencia en energía, está lejos?

Y, estamos lejos. Desde el 2006 se hicieron algunas cosas que tuvieron un impacto, con lo que se hizo se ahorraron 1200 mg, que equivale más o menos, a lo que es el plan nuclear argentino. Ahorramos lo mismo que lo que generamos con el plan nuclear argentino, lo que es una eficiencia enorme a un costo mucho menor. En relación al mundo estamos atrás. Incluso en relación a Latinoamérica. Fuimos los segundos de aplicar este tipo de políticas, después que Brasil. Chile empezó después que nosotros. Nosotros fuimos a un paso tranquilo con este tema, en cambio Chile adoptó políticas mucho más fuertes que nosotros, nos pasó.

¿En el informe que ustedes hicieron dicen que podrían llegar a ahorrarse 6000 mg?

Podríamos llegar por lo menos a los 6000, y si hay decisión política se puede profundizar mucho más.

Tanides explicó que todos los artefactos deberían tener etiquetas de eficiencia
Tanides explicó que todos los artefactos deberían tener etiquetas de eficiencia

¿Dónde se tienen que tomar estas decisiones?

En el Ministerio de Energía. Antes estaba en la Secretaría de Energía, en una dirección nacional de Promoción, el último eslabón en la jerarquía institucional de un Ministerio. Este nuevo Gobierno jerarquizó estos temas, ha creado una Subsecretaría de Eficiencia Energética, con gente muy capacitada en el tema, y ha creado una Subsecretaría de Energías Renovables. Jerarquizó la dirección, y es un paso, aunque no es suficiente por la embargadora que tiene. Ahora este es un tema que toca Industria, Economía, Comercio, no diría que es solamente Energía, pero tiene que estar acompañado por otras áreas de Gobierno.

Este es el momento para que esta discusión que tanto tiene que ver con el cambio climático a partir del aumento de tarifas. Se podría pagar menos en las boletas de servicios si se implementaran estas políticas.

Claro, se podría acompañar el aumento con medidas y posibilidades muy concretas para que acompañar el consumo, de modo que el aumento no impacte tanto, o incluso que sea neutro. Hay muchas cosas que se pueden hacer.

Por

Compartir